Capacitación sobre virus rugoso del tomate en el Chaco

Tras la declaratoria de alerta fitosanitaria a nivel nacional por el virus del tomate rugosa, se realizó en ciudades del Chaco una capacitación interinstitucional a profesionales y técnicos sobre los síntomas, medidas de prevención, detección, contención y erradicación de este virus. Macalle y Laguna Blanca.

La capacitación estuvo a cargo de agentes de la Dirección Nacional de Sanidad Vegetal y del Centro Regional Corrientes-Misiones del Senasa, quienes ya cuentan con experiencia en muestreos en zonas donde ya se ha detectado el virus.

La capacitación se desarrolló en invernaderos de las localidades chaqueñas de Makallé y Laguna Blanca y estuvo dirigida a técnicos del Centro Regional Chaco Formosa del Senasa, los Institutos Nacionales de Tecnología Agropecuaria (INTA) y de Semillas (Inase) y los Ministerios de Producción y Medio Ambiente de Formosa. y de la producción, la industria y el empleo en el Chaco.

Durante dos días se brindaron recomendaciones específicas sobre síntomas de la enfermedad, prácticas de manejo, contención y erradicación del virus dentro del lote, métodos de muestreo y medidas de bioseguridad, todo con el objetivo de minimizar su impacto en los cultivos y evitar su dispersión.

El virus rugoso del tomate, o virus del fruto rugoso marrón del tomate (ToBRVF), es un nuevo virus descubierto por primera vez en Israel en 2014 que daña los cultivos de tomate y pimiento. No afecta la salud humana.

Provoca síntomas como manchas marrones en el fruto, deformidades, pérdida de calidad y reducción de la producción. Además, su rápida propagación a través de semillas, plantas infectadas y vasos de trabajo, lo que presenta un desafío para los productores que deben implementar medidas efectivas de control y prevención.

Si se sospecha la presencia de la enfermedad, es importante que los productores no toquen la planta en cuestión, aíslen el sector y notifiquen a la oficina del Senasa, Inase o INTA más cercana.

En Buenos Aires y Corrientes
El laboratorio oficial del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad de los Alimentos Agropecuarios (Senasa) confirmó la detección del virus rugosa del tomate a mediados de 2023 en muestras oficiales tomadas en las ciudades de La Plata y Mar del Plata en la provincia de Buenos Aires y en la ciudad de Lavalle, Provincia de Corrientes. Los hallazgos corresponden a muestras de plantaciones de tomate que presentaron síntomas compatibles con el virus y que fueron recolectadas durante los monitoreos realizados por el Senasa.

Por ello, se ha anunciado una alerta fitosanitaria para todo el territorio del país respecto al virus. La norma tiene como objetivo, a través del trabajo interinstitucional público-privado, fortalecer acciones para determinar la situación del ToBRVF en el país, limitar y erradicar los brotes que se presenten, prevenir su establecimiento y propagación, así como informar a los productores y a la sociedad en general sobre la situación.

Fuente: diarionorte.com

Puede interesarte

Denunciaron los crímenes de la dictadura en Argentina y luego se lo contaron al mundo

Es junio de 1978 y la Copa Mundial de la FIFA, organizada por Argentina, acaba …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *